Archivo de la etiqueta: Camilo de Dios

Memoria Histórica | |
5941adff3b0aa.r_1497545188466.0-0-1920-989
Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn

Camarada Camilo, guerrillero antifranquista

ENTREVISTA AL ÚNICO MAQUIS GALLEGO QUE SIGUE VIVO

Se echó al monte con quince años. Encarcelaron a su madre. Le mataron a un hermano y no paró de luchar hasta dar con sus huesos. Sufrió torturas y barrotes. La vieja cárcel de Lugo acoge el documental ‘Camilo: o último guerrilleiro de Galicia’.

publico.es / Henrique Mariño / 15-06-2017

Poco antes de que Carrillo renunciase a la guerra de guerrillas y los maquis enfilasen los Pirineos, un chaval de apellido mesiánico se echaba al monte. Camilo había nacido tres años antes del comienzo de la Guerra Civil en Sandiás. Hijo del fundador del PCE en ese pequeño pueblo de Ourense, a los doce ya ejercía, como su madre y su hermano mayor, de enlace. Muerto el padre, los tres pasaron a la clandestinidad. Un quinceañero rebelde. Un guerrillero imberbe. Un preso sin juventud.

Camilo de Dios vive: ochenta y cinco años, su chorro de voz llega con potencia, aunque su oído renquea al otro lado del teléfono. La lucha sigue: cuando salió de la cárcel y la resistencia eran el Piloto y tres más, él persiguió los restos de Perfecto, abatido por la Guardia Civil al poco de alcanzar la mayoría de edad. Cuando el pico escarbó el borde del camposanto de Chaherrero en 2014, al fin se encontró con sus huesos y un par de botas. Sesenta y cuatro años después de su muerte, la fosa arrojaba la verdad gracias a la ayuda económica de un sindicato noruego de electricistas, que permitió a la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH) hacer justicia. La madre había estirado la vida hasta los noventa y tres, pero no pudo velarlo porque aún faltaban tres lustros para que fuese desenterrado. A Perfecto le faltaba un brazo.

Madre e hijo partían hacia Madrid disfrazados de segadores, ajenos a las penalidades de Camilo en prisión. Los acompañaban otros dos guerrilleros, Manuel Rodríguez y Juan Sorga, cuando la Guardia Civil los interceptó en el pueblo abulense. Sorga pudo haber llegado a Francia, el destino final que pretendían alcanzar los fugados; a Rodríguez le dieron garrote tras detenerlo días más tarde; y Perfecto fue cosido a balazos allí mismo. Su madre, en vez de huir, lo remendó a abrazos, uno por cada año de cárcel, hasta cumplir trece. Camilo se enteró de su muerte meses después, cuando llegó la carta remitida por Carmen Fernández Seguín.

Entre ambos medió una correspondencia macabra. Desde el penal de Alcalá escribía un muerto. Y una muerta devolvía las palabras desde la prisión de Segovia. Ambos habían sido condenados a la pena capital, si bien él se libró por ser menor y a su madre le conmutaron la pena. El viejo guerrillero cree que el régimen suavizó el castigo para ganarse los favores de la ONU, en la que Franco pretendía ingresar. Camilo vagó por tantas prisiones como dedos tienen sus manos y, durante cinco años, llegaron a estar juntos, aunque separados. “En la prisión de Alcalá sólo nos separaba un muro, pero nunca nos dejaron vernos”, recuerda.

Pese a que usted ya era un joven inquieto, el primer atisbo de rebeldía se produjo tras la muerte de su padre, cuando una falangista se acercó a su casa durante el velatorio y se puso a cantar el Cara al sol. Luego ajustaría cuentas a palos…

Hubo varios motivos que se fueron acumulando… No obstante, ése fue el comienzo de mi rebeldía. Yo no estaba ideologizado, pero al entrar en la guerrilla me dieron unos cursillos y me prepararon: desde clases de tiro hasta manejo de armas, pasando por la concienciación política.

Se echó al monte con quince años, aunque ejercía de enlace desde que tenía trece. Qué joven, ¿no?

Sí, mas yo no sentía que estuviese corriendo ningún peligro. De alguna manera, era una tarea segura, porque nadie desconfiaba de mí. A un adulto lo vigilan, pero a un niño, no.


Su madre colaboraba con la guerrilla, fue represaliada y llegaron a pegarle.

Tuvo un par de incidentes. Ella había huido con mi padre a Portugal, si bien tuvo que volver porque tenía dos hermanos movilizados. La familia de mi madre era de derechas. Sin embargo, cuando conoció a mi padre se politizó. Tuvieron tres hijos y dos terminamos echándonos al monte. El resto es historia.

Camilo de Dios, en el documental ‘Camilo: o último guerrilleiro de Galicia’

Camilo se ahorra los detalles. Alguien llama a la puerta y Carmen ve a cuatro jóvenes. Uno le estampa una piedra en la cabeza: es el hijo del alcalde, que cobrará del futuro guerrillero. No obstante, las reacciones a aquellos abusos lo ponen en el punto de mira de la Falange y de la Guardia Civil. Un día, ve un camión de la Benemérita frente a su casa. Su madre ha escapado y él va a buscarla. Intenta convencerla de que no hay peligro: no van a por ella, sino que simplemente habían ido a recoger unas patatas, o se habían parado para mear ahí delante, tanto da. Carmen cree que es el momento de dejarlo todo atrás y sumarse a la lucha. Su marido, Jesús de Dios, había caído enfermo después de andar escapado durante la guerra y yace en el cementerio. Perfecto lo tiene claro. Camilo, al principio reticente, se suma, y luego se conciencia.

“La historia de Camilo en el monte es heroica. Aunque él le quita importancia, aquel niño campesino se convierte en una figura legendaria. Al ser joven, pasa a formar parte de una guerrilla de choque y alguna de sus acciones da para escribir una novela, como el intento de rescatar en 1948 a José Gómez Gayoso (secretario general del PCE en Galicia) y a Antonio Seoane (jefe del Ejército Guerrillero de Galicia)”, explica Carmen García Rodeja, historiadora y miembro de la ARMH. “Partió de Ourense y llegó a Ferrol monte a través, luego embarcó hasta A Coruña y entró a golpe de máuser en la cárcel. Huyó entre tiros, no sin antes disfrazarse con el uniforme que le había quitado a un guardia e intentar liberar infructuosamente a sus camaradas”, añade la participante en la exhumación de Perfecto en Chaherrero.

A la familia le han quitado todo. La vivienda donde se crio y el terreno que pisaban los cuatro bueyes, las seis vacas, el caballo y el burro de parada —o sea, un semental— que poseían. No era una mala casa, pues hasta despachaban cacao. Pero poco antes, en 1934, Benigno Álvarez les había inoculado los ideales del PCE durante un mitin, por lo que estaban marcados. Camilo alternó la escuela con las labores del campo, que retomaría décadas después. No le dio tiempo a nada en la vida, más allá de sacarse el carné de las Juventudes Socialistas Unificadas (JSU), porque al año de echarse al monte fue detenido en un enfrentamiento con la guardia civil.

Fue torturado durante 59 días antes de ingresar en la prisión de A Coruña. Engrilletado de sol a sol, le quitaron las uñas, le clavaron lápices y le hicieron cortes en las manos con una navaja para comprobar cómo era la sangre de los rojos. Él maldecía a las madres de los torturadores para ganarse un tiro, que nunca llegó. Corre el año 1949 y el Ejército Guerrillero de Galicia es la sombra de lo que fue. Dos años antes, el PCE se ha impuesto sobre socialistas y anarquistas, pero tras un auge del maquis, la dictadura engrasa su maquinaria de represión contra ellos y sus apoyos, por lo que el partido ordena el fin de la lucha. En la comarca de A Limia, donde nació Camilo, detienen a decenas de personas —un ejército en la retaguardia callado e incruento— relacionadas con el maquis, que ha visto cómo sus guerrilleros iban cayendo en la batalla.

“El principal tropiezo se produce cuando los aliados, durante la Segunda Guerra Mundial, deciden no derrocar a Franco y en 1944 fracasa la invasión del Valle de Arán, que tenía como objetivo hacer reaccionar a las potencias occidentales. El régimen reaccionó mandando tropas y hubo muertos a punta pala. Entonces se vio que no había nada que hacer y algunos comenzaron a recibir la orden de abandonar la lucha”, explica el periodista Antón Grande. Sin embargo, otros siguieron sumándose. “La incorporación de Camilo fue tardía y obedece a la decisión del PCE de organizar grupos de guerrillas integradas por jóvenes de entre 16 y 18 años, que no tenían experiencia alguna. Cayeron casi todos, sólo queda él”.

Camilo de Dios, en el documental ‘Camilo: o último guerrilleiro de Galicia’

Antes y después, en el monte había de todo. Anarquistas, socialistas, comunistas y republicanos en general, aunque también personas no ideologizadas que habían tomado las armas porque estaban siendo represaliadas en el llano. A Camilo le venía de familia, si bien entonces él sólo era un chaval. Su hermano Perfecto, en cambio, estaba más politizado. Tenía otro, llamado Castor, que vivió con su padrino y no llegó a entrar en la guerrilla. En realidad, todos los hermanos vivieron con sus respectivos padrinos, que se llamaban igual que ellos, cuando en su casa montaron un cuartel de la Falange y les comenzaron a requisar la cosecha y las bestias: Castor se fue con el padrino Castor; Perfecto, con el padrino Perfecto; y Camilo, claro, con el padrino Camilo. Luego volvió el padre de la cárcel y al poco murió. Intentaron retomar su vida y sus propiedades, pero las circunstancias terminarían empujándolos a la clandestinidad.

A finales de los cuarenta, esperaban la intervención de los aliados. No llegó.

Éramos conscientes de que no teníamos fuerza suficiente para derrocar al régimen. Sin embargo, había promesas de que los aliados nos iban a ayudar. No obstante, cuando muere Roosevelt y Truman llega a la Presidencia de EEUU, todo se fastidia. Encima, las noticias aquí llegaban tarde.

Los maquis fueron cayendo, hasta que en A Limia quedó sólo una treintena. Sin embargo, no quisieron aceptar a los hijos de los guerrilleros que preferían echarse al monte a hacer la mili, porque pensaban que eran carne de cañón.

Claro. No admitimos a más gente porque los apoyos no nos permitían contar con más personas. La gente iba cayendo, las torturas eran terroríficas y decidimos no aceptar refuerzos.

Llegó a disfrazarse de seminarista para burlar a la pareja de la guardia civil.

Eso era cuando iba a hacer un enlace, a buscar propaganda o a transportar armas para arreglarlas. No era habitual, mas suponía una garantía, porque entonces no había documentación, sino una cédula personal.

Curiosamente, años antes, el sacerdote del pueblo no quiso darles la primera comunión: “A mí no me hizo ateo la política, fue el cura”.

Decían que éramos hijos de rojos. Eso te marca y te forja una conciencia en contra de un sistema que, aunque no lo entiendes bien porque eres un niño, ves que es injusto. Como aquel Cara al sol... Yo era un crío, pero cuando hay un difunto en casa, los vecinos no se fijan si es de izquierdas o de derechas, porque se le debe un profundo respeto. El problema no era tanto la canción, sino la falta de respeto por cantar en un velatorio.


Encarcelados, usted y su madre mantuvieron una correspondencia durante años.

Podíamos escribir sólo una carta al mes y que no pasase de veintiuna líneas. El censor no daba abasto y, para no tener tanto que leer, nos obligaban a escribir textos breves.


Su primer libro en la cárcel: La vida de los topos.

Sí, bueno… [risas] Eso fue en A Coruña. ¡Qué me importaba a mí lo que comían los topos! ¡O cómo construían las galerías! Sin embargo, me lo sabía de memoria… En todo caso, yo ya había leído otros libros antes e incluso teníamos una enciclopedia y un maestro escondido en casa. Yo no, pero mi hermano Perfecto era muy buen estudiante.

Camilo de Dios, en el documental ‘Camilo: o último guerrilleiro de Galicia’

Había que llegar a pie o a caballo. La casona de un ilustre del franquismo se había convertido en su cuartel general, pues los caseros eran afines a la causa. Allí, en A Edreira, un claro en la sierra de San Mamede, mandaban su madre y Benigno Álvarez, el veterinario que fundó el PCE en la provincia de Ourense. Carmen se ocupaba de la intendencia y de la propaganda. Cuando murió Benigno, la guardia civil mostró el cadáver de la Fiera Comunista en pueblos y aldeas de la redonda, como si se tratase de una atracción de feria. Aquella parada y fonda, que alternaban con otras casas de enlaces y con los rigores del monte, fue bautizada como el Balneario.

El periodista Antón Grande describe aquellos días poniendo tierra y tiempo de por medio. “Aunque existe una concepción romántica de la guerrilla, no estaban todo el día en el monte, sin lavarse y pasando calamidades. Eso era una parte del maquis, pero los inviernos en Galicia son muy largos, por lo que tenían muchos refugios gracias al apoyo del pueblo, que los protegía”. Sin embargo, las autoridades emprendieron una “campaña de intoxicación” para desacreditarlos entre la población y “los trataban como bandoleros”, afirma García Rodeja.

Ellos, por su parte, contraatacaban con El Guerrillero, un periódico clandestino que se presentaba como el Órgano del Ejército de Galicia. “También les llegaba de fuera Mundo Obrero, aunque a veces sólo conservaban la cabecera y escribían en papel de calco un nuevo diario, elaborado a mano, en el que incluían opiniones y poemas. Una información sesgada y partidista, porque tenían poca información de lo que pasaba en el mundo”, explica Antón Grande. Luego estaba el llamado Parte de guerra, unos panfletos que arrojaban en los pueblos tras llevar a cabo una acción.

En una misión en Ourense, Camilo y José María Saavedra, un socialista de Ferrol, son cercados por los agentes, que le prenden fuego a la casa donde se guarecen de las balas. Su camarada, herido, le pide que le pegue un tiro para evitar las torturas y las delaciones. Él le pone la pistola en la mano izquierda y bum. Lo deja allí con un ojo colgando, la cabeza atravesada por una bala. Camilo es detenido, aunque no se imaginaba que, tras despertar atado a la cama de un hospital, se iba a reencontrar con José María en la cárcel de A Coruña. No lo había rematado porque pensaba que estaba muerto. Su compañero, cuya confesión provocó el desmantelamiento de la guerrilla en Mugardos y Ferrolterra, fue ajusticiado a garrote vil y le dejó un reloj que aún conserva en herencia. Sólo había pedido que Camilo lo acompañase durante sus últimas horas.

Llegó a la prisión de A Coruña con el pantalón tan desgastado que sus compañeros le regalaron un mono. Una década después, cuando finalmente salió en libertad de la cárcel de Yeserías, le tocó en suerte un traje pagado por el PCE. Por una puerta había entrado un campesino metido a guerrillero, y por otra salió un guerrillero convertido en un encuadernador… de libros y prensa falangista, claro. “Antes y después, siempre fue y siguió siendo un guerrillero”, enfatiza García Rodeja

Tuvo que disparar, aunque sostiene que no le gustaba que hubiese muertos en ningún bando.

Eso le pasa a todo el mundo, excepto que seas un sádico. Pero si estás cercado, no te queda otro remedio que defenderte con los recursos que tengas a mano. Nunca recuerdo un tiro en la nuca ni cosas así. Había alguna acción dura, pero la considerábamos un acto de justicia, y aún hoy pienso que era justo.

Trabajó en Madrid como encuadernador, oficio que aprendió en la Imprenta de los Talleres Penitenciarios de Alcalá de Henares.

En concreto, en la editorial Paraninfo. Además de libros, en la cárcel también editábamos los periódicos El Alcázar, Redención y Siete Flechas para Europa.


¿Cuándo y por qué se volvió a su pueblo?

Cuando en 1958 muere Pío XII, el nuevo papa me concede un indulto. Tuve que ir a hacer la mili a Ourense. [Allí, fue escolta de un coronel que había sido republicano. Cuando falleció y tuvo que trasladar a su mujer a Santander, durante el trayecto en coche le confesó que era prima de Paco Bedoya, la sombra de Juanín en la guerrilla cántabra. Camilo regresaría a Madrid, donde vivió varios años. En realidad, la pregunta se refería a su regreso definitivo a Galicia: cosas de familia, responde]

Camilo de Dios, en el documental ‘Camilo: o último guerrilleiro de Galicia’

Pagó con violencia la violencia sufrida: cuando le cantaban el Cara el sol con su padre de cuerpo presente, cuando el hijo del alcalde llamó a la puerta de su casa y le estampó a su madre una piedra en la cabeza… Claro que su reacción conllevaba más represión, y así hasta que se echó al monte. Poco duró la aventura, pero sí la cárcel. Camilo siguió militando y volvería a ingresar en prisión en 1971, después de insuflar vida a las Comisións Campesiñas, vinculadas al PCE, y al propio partido, que no sería legalizado hasta seis años después. “Volví a ser torturado, en esta ocasión por la policía”, rememora. Concejal en su pueblo y en Xinzo de Limia, volvió a trabajar la tierra, aunque también se empleó como viajante y camionero.

“Su historia no podía perderse en el tiempo y era necesario recogerla, porque es un símbolo de resistencia que todavía hoy mantiene vivo sus ideales”, afirma Juan Pirola, director de fotografía del documental Camilo: o último guerrilleiro de Galicia, el trabajo de fin de grado realizado junto a sus compañeros Alba Sánchez, Pedro Iglesias y Miguel García. Para ellos, el único superviviente gallego del maquis es un referente. Por ello, estos cuatro graduados en Comunicación Audiovisual por la Universidade de A Coruña viajaron hasta Sandiás para difundir sus gestas y sus miserias, el frío y el hambre de la cárcel, la vida en el llano y la muerte en el monte. Hoy podrán ser testigos de su vida quienes se acerquen a la vieja cárcel de Lugo, donde se proyectará el filme. Allí estarán Miguel Freire, profesor y miembro de la ARMH, y los autores del documental, quienes loan la figura del protagonista.

“Es una fuente de inspiración para la juventud, sobre todo en un tiempo en el que nos venden la antipolítica, no comprometerse, ni preocuparse de los demás”, asegura Juan Pirola. “Después de lo que sufrió, que una figura como Camilo siga reafirmándose en sus ideales de compañerismo, solidaridad y altruismo infunde esperanza”. Lo secunda García Rodeja: “Sorprende su empatía, la facilidad que tenía para ponerse en el lugar de los demás sin dejar de ser un revolucionario. Camilo hace que sigas creyendo en el ser humano”.

Su lucha terminó cuando encontró a su hermano con la ayuda de la ARMH.

Llevaba mucho tiempo detrás de él, pero faltaba el permiso de las autoridades y, sobre todo, los medios económicos. Por ello estoy muy agradecido al sindicato noruego que sufragó la exhumación.

La estirpe continúa.

Estoy casado y tengo tres hijos y otros tantos nietos. Conocí a mi mujer, Ramona, cuando era viajante en Verín. Su padre, un capitán de aviación del Ejército Republicano, había estado en la cárcel. Cuando estalló la guerra, escapó a Portugal, logró llegar a Francia y luego regresó a España para luchar con la República. Busqué una compañera que me comprendiera y se identificase con mi forma de pensar, y tuve la suerte de encontrarla.

Vaya vida… Después de todo, ¿se arrepiente de algo?

No, porque no soy consciente de haber hecho cosas malas. En todo caso, podría arrepentirme de no haber sido más útil.

___

Fotografía destacada: Camilo de Dios, en el documental ‘Camilo: o último guerrilleiro de Galicia’

Fuente:http://www.publico.es/politica/camilo-dios-guerrillero-antifranquista.html

 

Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn
Memoria Histórica | |
thumb
Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn

El último testimonio de la guerrilla gallega

Estudiantes de Comunicación Audiovisual de A Coruña preestrenan mañana el documental sobre la lucha contra el franquismo del ourensano Camilo de Dios.

laopinioncoruna.es / R. Prieto / 21-10-2016

Su padre fundó el Partido Comunista en la localidad ourensana de Sandiás, su madre se convirtió en el enlace de la guerrilla y su hermano, con solo 19 años, cayó cuando huía a Francia. Camilo de Dios, el último guerrillero antifranquista gallego, estaba en la cárcel cuando su hermano Perfecto fue enterrado cerca del cementerio en Chacherrero, un pequeño pueblo de Ávila, y su madre, apresada y condenada a 13 años. En julio de 2014, los restos de Perfecto fueron exhumados y desde el año pasado descansan en el panteón familiar junto a su madre. Alumnos de Comunidad Audiovisual de la Universidade da Coruña recogen la vida de torturas, hambre y frío de Camilo en un documental que será presentado mañana sábado en la localidad ourensana de Xinzo de Limia, y que servirá de preámbulo del estreno, programado para el día 27 pero que tendrá un carácter más íntimo.

Camilo: o último guerrillero de Galicia relata la historia del último testimonio de la guerrilla antifranquista en la comunidad. “Después de tanto trabajo, es muy emocionante ver que en tan poco tiempo, la historia de Camilo va a compartirse con todo el mundo”, relata la productora del documental, Alba Sánchez. Junto a ella, trabajaron en el proyecto Miguel García, Juan Pirola y Pedro Iglesias.

En el preestreno de mañana, participarán Xesús Alonso Montero, presidente de la Real Academia Galega (RAG); Manuel Peña Rey, presidente de honor del Partido Comunista de Galicia, y la actual secretaria del PC en la comunidad y diputada en el Parlamento gallego.

El rodaje duró dos semanas. Pero las charlas con las que Camilo trasladó a los cuatro jóvenes estudiantes a los años más duros del franquismo se prolongaron durante horas y horas. Sobrevivió al hambre, a la miseria y las palizas durante los diez años que permaneció en prisión, a las vejaciones y humillaciones a su familia tras el estallido de la Guerra Civil y a la incertidumbre durante más de seis décadas de no saber dónde yacía el cuerpo de su hermano abatido en mayo de 1950.

Con tan solo 15 años, Camilo de Dios se integró en la guerrilla. Cuando su hermano Perfecto fue abatido en un tiroteo con la Guardia Civil, él estaba preso en El Dueso (Cantabria). Años más tarde también estuvo en la cárcel de A Coruña, donde compartió celda con camaradas a los que le aplicaron el garrote vil.

Exhumación en 2014

Hace dos años, Camilo pudo recuperar los restos de su hermano. Una excavación que pudieron llevar a cabo voluntarios de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH), grupo originario del Bierzo leonés y promotor de las primeras exhumaciones del franquismo en España, gracias a una donación de un sindicato noruego, ya que el Gobierno central cortó cualquier vía de financiación pública para este tipo de iniciativas. Casi un año después de la apertura de la fosa en julio de 2014, los restos de Perfecto de Dios fueron trasladados al panteón familiar en Sandiás (Ourense).

___

Fotografía destacada: Camilo de Dios con el equipo de rodaje. cedida por “oultimoguerrilleiro.com”

Fuente:http://www.laopinioncoruna.es/galicia/2016/10/21/ultimo-testimonio-guerrilla-gallega/1117777.html

 

 

Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn
Memoria Histórica | |
guerrillero-antifranquista-enterrado-tumba-familiar-64-anos-despues-muerte-body-image-1434090053
Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn

Guerrillero antifranquista enterrado en la tumba familiar 64 años después de su muerte

Perfecto de Dios tenía 19 años cuando emprendió la huida a Francia con su madre y dos compañeros tras haber combatido durante dos años a la dictadura franquista en su Galicia natal.

Era 1950 y ya no había esperanza de que algún país europeo acudiera a ayudar a los republicanos que tras el fin de la guerra civil española [1936-1939] seguían luchando contra el régimen de Francisco Franco.

news.vice.com / PATRICIA RAFAEL / 12-06-2015

guerrillero-antifranquista-enterrado-tumba-familiar-64-anos-despues-muerte-1434089842

 

Los cuatro guerrilleros se dirigían a Madrid donde un contacto les ayudaría a cruzar la frontera pero en la localidad de Chaherrero, al nordeste de Madrid, una patrulla de la Guardia Civil les dio el alto y se inició un tiroteo en el que Perfecto cayó muerto. Desde entonces ha permanecido enterrado en una fosa junto al cementerio del pueblo hasta que el pasado domingo la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica entregó sus restos a su hermano Camilo quien después de 64 años ha podido enterrar a su hermano en la tumba familiar.

La exhumación de la fosa de Perfecto es una de las 158 que ha realizado la asociación desde que en 2000 se estableció como entidad para precisamente localizar y ayudar a los familiares que tratan de recuperar los restos de sus allegados desaparecidos durante la dictadura.

La Asociación calcula que hay más de 114.000 enterrados en más de 2.000 fosas repartidas por todo el país, como detallan los mapas realizados por la propia entidad y diferentes administraciones.

Hasta hace cuatro años la asociación recibía una subvención de entre 45.000 y 60.000 euros del Ministerio de la Presidencia para actividades relacionadas con las víctimas de la Guerra Civil, que les permitía cubrir el 20 por ciento de los trabajos de apertura de fosas e identificación de restos — el 80 por ciento restante se realiza con la ayuda de cientos de voluntarios.

Pero con la llegada del Partido Popular (PP) al Gobierno en 2011 las ayudas se acabaron y la asociación tuvo que dedicarse al trabajo de archivo e investigación, hasta que un sindicato noruego de electricistas, Elogit, donó a la entidad 6.000 euros — posteriormente donó otros 6.000 — para que continuara con los trabajos de exhumación.

La apertura de la fosa y la identificación de los restos fue posible precisamente gracias a esta ayuda económica y a la colaboración desinteresada de un forense del Instituto Médico Legal de Portugal y del Equipo Argentino de Antropología Forense, que nació a finales de los años 80 para identificar a los desaparecidos de la dictadura militar.

Apertura de la fosa donde estaba enterrado el cuerpo de Perfecto de Dios en Chaherrero (imagen vía memoriahistorica.org).

“Gracias a ellos hemos podido hacer las pruebas de ADN que aquí pueden llegar a costar más de 600 euros”, explica a VICE News Marco Antonio González, miembro de la Asociación y uno de los cuatro empleados que trabajan a tiempo completo en el laboratorio que la entidad tiene en Ponferrada (León), y donde centralizan todos sus trabajos de investigación.

“En Argentina se sorprenden de cómo trabajamos porque allí cuando localizan una fosa un juez comienza una investigación y la identificación se hace como se realizaría en el caso de encontrar un cadáver”, explica el técnico.

En España, todos los intentos que ha habido — como el iniciado por el juez Baltasar Garzón en 2008 — para investigar los crímenes cometidos durante el franquismo han sido archivados amparándose en la Ley de Amnistía. Aprobada en 1977, recién estrenada la democracia tras casi 40 años de dictadura, la norma declara impunes los delitos cometidos antes del 17 de diciembre de 1976. En una respuesta parlamentaria reciente el Gobierno la calificó de “instrumento fundamental de reconciliación”. En otras ocasiones, los autoridades judiciales han rechazado comenzar una investigación por considerar prescritos los delitos denunciados por los familiares.

En 2007, el Gobierno socialista presidido por José Luis Rodríguez Zapatero aprobó la que se conoce como Ley de Memoria Histórica, que si bien contemplaba, entre otras medidas, la eliminación de símbolos franquistas o ayudas para los familiares de víctimas, la norma no establece un protocolo de actuación en la apertura de fosas ni una asunción por parte del Estado de los costes de exhumación e identificación, como reclamaban las asociaciones. Esa labor queda, por tanto, en manos de entidades como la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica, que sobrevive gracias al trabajo voluntario, los donativos de socios o entidades extranjeras y premios, como el recientemente otorgado por la Asociación del Archivo de la Brigada Lincoln en reconocimiento a su labor.

Camilo de Dios fue uno de los primeros en acudir a la Asociación al poco de constituirse. “Nos contó que él estaba en la cárcel en 1950 cuando se enteró de que habían matado a su hermano. Se lo dijo su madre por carta que fue detenida en el tiroteo con la Guardia Civil”, señala González. Desde entonces la familia había tratado de localizar los restos.

Exhumación de Perfecto de Dios en Chaherrero (imagen vía memoriahistorica.org)

Tras varias búsquedas, el historiador de la Asociación, Alejandro Rodríguez, localizó el expediente en el Archivo Militar de Ferrol, que ha permitido saber detalles sobre la autopsia que se hizo en su momento y conocer el lugar exacto de enterramiento: una fosa junto al cementerio de Chaherrero, un terreno que se había expropiado a un vecino del pueblo para poder enterrar el cadáver de Perfecto.

Hace poco más de un año, la Asociación pudo llevar a cabo la exhumación a donde se acercaron curiosos del pueblo, que siempre habían sabido que había un guerrillero enterrado en el pueblo.

Entre ellos estaba Jesús Hernández, de 26 años, por entonces teniente de alcalde de Crespos — ahora será investido primer edil tras ganar su partido, el PP, las recientes elecciones municipales —, municipio al que pertenece Chaherrero.

“Mi abuela fue herida en el tiroteo que acabó con la vida de Perfecto y ha sido una historia que siempre ha estado en mi familia”, explica por teléfono Hernández. Y continúa: “En el pueblo la apertura de la fosa se vivió con mucha emoción y es un hecho que nos une a la familia de Camilo porque su hermano ha estado muchos años enterrado con nosotros”. Rechaza que la apertura de fosas, como sostiene una parte de sus compañeros de partido, reabra heridas y cree que precisamente las autoridades públicas deberían facilitar el trabajo para precisamente devolver a las familias los restos de sus desaparecidos.

‘La guerra civil y la dictadura dejaron muchos muertos pero a los nuestros los tiraron a las cunetas como si fueran perros’.

Tres días después de haber recuperado los restos de su hermano, Camilo de Dios, de 82 años, dice que tiene un sentimiento agridulce. “Veo a mi hermano ahí en pedacitos pero por otro lado he cumplido la promesa que le hice a mi madre”, cuenta por teléfono desde su pueblo natal de Sandiás. Rememora cómo, con 16 años, se enteró en la víspera de la Navidad de 1950 que su hermano mayor había muerto.

“Yo estaba en la cárcel y recibí una carta de mi madre contándome todo. Me dijo que viajaban a Madrid y que habían entrado en el pueblo a buscar comida y es cuando se produjo el tiroteo”. Su madre fue condenada a 30 años de prisión, como él, apresado también durante un tiroteo, en Orense “cuando cumplía una misión político y militar”.

Camilo cumplió 11 años de condena, después de que se le revisara la pena por ser menor de edad. Su madre, 13, tras aplicársele varias reducciones de pena. Al regresar a su pueblo tuvieron que comprar de nuevo sus tierras, que durante la guerra civil se habían convertido en un cuartel de la Falange — partido político de ideología fascista — y posteriormente en una cárcel. Ninguno abandonó su militancia política en la clandestinidad del Partido Comunista.

“La guerra civil y la dictadura dejaron muchos muertos pero a los nuestros los tiraron a las cunetas como si fueran perros”, dice Camilo. Carmen siguió empeñada en recuperar los restos de su hijo pero falleció en 1999 sin lograrlo. Su hijo mediano ha podido ahora cumplir su promesa y cerrar una herida que permanecía abierta desde hacía 64 años.

___

Fotografía destacada: Camilo de Dios mostrando imagen de su hermano Perfecto (Imagen vía memoriahistorica.org)

https://news.vice.com/es/article/guerrillero-antifranquista-enterrado-tumba-familiar-64-anos-despues-muerte

 

Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn
Memoria Histórica | |
perfecto3
Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn

Camilo recupera los restos de su hermano Perfecto y cierra una historia de franquismo, guerrilla y muerte

Los restos del joven fueron exhumados por la ARMH con la ayuda económica del sindicato noruego Elogit.

El Plural / A. MOYA / 08-06-2015

Perfecto de Dios ya puede descansar junto a su madre Carmen. Los restos del que fuera un joven de 19 años guerrillero contra el franquismo y abatido por la guardia civil en el año 1950 ante la mirada horrorizada de Carmen, fueron exhumados el pasado año por la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH) y ayer entregados a su hermano Camilo. La solidaridad de un sindicato noruego que aportó el dinero necesario, hizo posible cerrar esta historia de resistencia y muerte.

En un acto simbólico y muy emotivo, la ARMH entregó a Camilo en la localidad orensana de Xinzo de Limia, los restos de Perfecto de Dios. Previamente identificados en Argentina, mediante una prueba de ADN. “Camilo de Dios, por fin podrá enterrar los restos de su hermano junto a los de su madre, reparando simbólicamente una la historia de una familia que pagó un terrible precio por resistir y combatir la dictadura del general Franco”, explica la asociación memorialista.

La generosidad de Elogit

En el acto participó Henning Solhaug, representante del sindicato noruego de electricistas Elogit, que el año pasado realizó una donación de 6.000 euros a la asociación utilizados para localizar e identificar los restos de Perfecto de Dios.

perfecto-1

Camilo de Dios antes de enterrar los restos recuperados de su hermano Perfecto.

Solo 19 años
En 1950, cuando le mataron, Perfecto de Dios tenía 19 años. Era hijo de Jesús de Dios, quien fundó el Partido Comunista de España (PCE) en Sandiás, su pueblo orensano y de Carmen Fernández Seguín quien se echó al monte en 1941 siguiendo la estela del marido, El padre, Jesús, huyó al declararse la guerra civil y quedar Galicia en manos de los sublevados. Más tarde regresó ocasionalmente a España, fue detenido y condenado, muriendo pocos años después.

Ejército Guerrillero de Galicia
La madre, Carmen, continuó con el compromiso de su marido sirviendo de enlace y suministrando víveres de las guerrillas antifranquistas en Galicia. Los hijos se echaron al monte con ella. Camilo y Perfecto. Nacido en 1931, con catorce años, Perfecto estudiaba en la Academia Rubén de Ourense, donde estableció contacto con miembros de la resistencia antifranquista.

Agricultura y resistencia
El chico continuó dedicándose a labores agrícolas, mientras formaba parte del Ejército Guerrillero de Galicia, en la 2ª Agrupación de Orense, primero como enlace para, el 1 de octubre de 1948, pasar a formar parte de los grupos guerrilleros junto con su madre y su hermano Camilo. Y cuenta la ARMH que poco antes, en junio de 1947, el Ejército Guerrillero de Galicia decidió ampliar la lucha y la organización hacia el resto de zonas de Galicia.

chaherrero

Lugar del entierro de Perfecto de Dios en Chaherrero.

Tiroteo y muerte
En 1950, Perfecto con su madre se dirigían a Madrid con la intención de pasar a la clandestinidad junto a Juan Rodríguez Sorga y Manuel González. El 16 de mayo, en Chaherrero (Ávila) se vieron implicados en un tiroteo con la Guardia Civil, en el que cayó muerto Perfecto, todavía un adolescente. Carmen, su madre, se quedó junto al cuerpo, por lo que fue detenida y fue condenada a 30 años de reclusión, de los cuales cumpliría 11.

Garrote vil
“También fue detenido Manuel, al que trasladaron a Ourense donde fue ejecutado mediante garrote vil. Juan Rodríguez Sorga, sin embargo, pudo escapar, llegar a Madrid y, tras contraer matrimonio y pasar algún tiempo, consiguió supuestamente cruzar la frontera hacia Francia. Sin embargo, se le pierde la pista en esa zona fronteriza, desconociéndose a día de hoy la suerte que pudiera correr”, explica la ARMH.

La dura vida de Carmen
Condenada a 30 años, Carmen pasó 13 años de su vida en distintos penales en los que continuó su actividad clandestina organizando células comunistas en las prisiones,. Sufrió vejaciones, dice la familia. No saben cuáles. Una vez en libertad se trasladó a Sandiás, donde jamás contó a nadie sus actividades. Murió en 1999.

El expediente
El otro hijo, Camilo de Dios estaba por entonces en la cárcel. Muchos años después ya en la democracia y con la Ley de Memoria Histórica vigente, se puso en contacto con la ARMH. Así se pudo localizar el expediente de la investigación judicial de la época en el Archivo del Tribunal Militar Territorial IV, en la ciudad de Ferrol y gracias a él conocieron todos los detalles “tanto de los hechos ocurridos como de la autopsia y las heridas que supuestamente presentaba el cuerpo antes de su enterramiento”.

perfecto2

Las botas de Perfecto de Dios recuperadas de la fosa donde estaba enterrado.

La fosa
Encontraron finalmente el cuerpo en la parte trasera del Cementerio de la localidad abulense de Chaherrero. Tras muchas gestiones, apareció el propietario del terreno, quien contó que se lo habían expropiado para cavar la fosa. El 17 de mayo de 1950 el juez instructor dejó escrito en el registro judicial que el enterramiento “tiene dos metros de longitud, un metro de ancho y uno treinta centímetros de profundidad. Habiendo quedado enterrado el cadáver en posición sur-norte”.

Ni un euro del Estado
Pero desde la llegada del Gobierno de Mariano Rajoy y cumpliendo su anunciada promesa, desde 2011 no se han vuelto a convocar ayudas para las actividades relacionadas con la búsqueda de las víctimas durante la dictadura franquista. La Asociación que preside Emilio Silva ha ido desde entonces ayudando a las familias como han podido.

El sindicato noruego
Es decir, sufragan como pueden los gastos de estas tareas que debería realizar el Gobierno. Fue entonces cuando aparecieron los sindicalistas noruegos (15.000 afiliados) que habían acudido a Madrid a una reunión con otros sindicatos, se interesaron por la historia del sindicalismo español durante la dictadura y al conocer la larga lista de representantes de los trabajadores desaparecidos en fosas y caminos, decidieron colaborar. Con su donativo la ARMH está trabajando en más fosas. Gracias a ellos por fin, Perfecto ya está en casa.

___

Fotografía destacada: Entierro de Perfecto de Dios en la localidad orensana de Xinzo.

http://www.elplural.com/2015/06/08/camilo-recupera-los-restos-de-su-hermano-perfecto-y-cierra-una-historia-de-franquismo-guerrilla-y-muerte/

Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn
Memoria Histórica | |
Chaherrero-9
Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn

O guerrilleiro Perfecto de Dios, soterrado en Sandiás despois de 65 anos

CRTVG/Redacción Telexornal/07-06-2015


Sesenta e cinco anos despois da súa morte, os restos do guerrilleiro antifranquista Perfecto de Dios foron hoxe soterrados en Sandiás.
A Asociación da Memoria Histórica exhumou os seus restos hai un ano en Ávila, onde caera morto nun tiroteo coa Garda Civil, cando intentaba exiliarse en Francia.

A historia de Perfecto é a de toda unha familia represaliada, os de Dios: a súa, a de seus pais fuxidos, a de seu irmán Camilo na cadea o día que o mataron, o 16 de maio de 1950, e que ata hoxe loitou por recuperar os restos.

“Perfecto e a súa nai, xunto con outros dous compañeiros estaban tratando de chegar a Madrid para saír ao exilio e en Ávila son localizados por unha patrulla da Garda Civil. E nese tiroteo, nese cambio de disparos acaban matando a Perfecto e detendo a Carme tamén.” Conta o historiador Alejandro Rodríguez.

Carme, súa nai, despois de ver morrer o seu fillo nos brazos pasou 13 anos na cadea e a Perfecto enterrárono no lugar onde o mataran, en Chaherrero, nunha fosa, fóra do camposanto. A investigación da Asociación para a Recuperación da Memoria Histórica permitiu localizar o expediente da súa morte no Arquivo do Tribunal Militar de Ferrol e nun só día localizaron o guerrilleiro.
A doazón dun sindicato noruegués de electricistas para abrir fosas da ditadura en España permitiu sufragar os gastos da exhumación, na que traballou o arqueólgo René Pacheco:

“Foi un proceso rápido. O traballo de campo deu moitos resultados. Non só os ósos, senón os obxectos que levaba Perfecto nese momento. Obxectos moi notorios, moi persoais, como o son a navalla, como o son unhas botas que o propio Camilo, seu irmán, nos dixo que as recordaba perfectamente.”

Aquela navalla, que hoxe volveu ás mans de seu irmán, emocionado: ” Vaia recordo eh!, Teño tantos!”
Tamén aquelas botas e os restos de Perfecto que tanto ansiaron traer de volta a Sandiás.
” Sempre miña nai e mais eu, que tamén está aí, sempre pensamos en recuperalo un día. E por fin, lográmolo.” Dicía Camilo de Dios ao pé da tumba.
O Himno Internacional dos Guerrilleiros recibiuno no seu camposanto da voz dos seus camaradas que seguen loitando como a familia de Perfecto.
“A partir de agora seguiremos loitando para que outros teñan a mesma sorte de poder encontrar os deles e traelos á casa. Que non pedimos outra cousa, nin revanchismo nin nada.”

http://www.crtvg.es/informativos/o-guerrilleiro-perfecto-de-dios-soterrado-en-sandias-despois-de-65-anos-1208105

Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn
Memoria Histórica | |
2015060807550224742
Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn

Perfecto ya descansa con sus padres en Sandiás

En un emotivo acto en un repleto auditorio de la Casa de Cultura de Xinzo, después de 64 años de espera, la familia de Perfecto de Dios recibió los restos del guerrillero antifranquista recuperado por la Asociación de la Memoria Histórica.

La Región / J.J.Cid / 07-06-2015

Un auditorio de Xinzo repleto de vecinos, amigos de la familia, republicanos y simpatizantes comunistas recibieron en pie y con una gran ovación y gritos a favor de la República a familiares y personalidades que intervinieron en el acto de entrega de los restos del guerrillero de Sandiás Perfecto de Dios a su familia. Estos restos fueran exhumados en julio de 2014 en la localidad de Chaherrero (Avila) e identificados mediante la colaboración entre la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica y el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF) .

Carmen Becerra, profesora de la Universidad de Vigo, que abrió el acto, sería la encargada de dar paso a las diversas intervenciones, que se iniciaron con la entrega por el antropólogo forense René Pacheco, en representación de la ARMH, de los restos de Perfecto a su familia en un pequeño féretro. En su intervención clamó contra la desidia del Gobierno de España, indicando que los más de cien mil desaparecidos que todavía quedan por descubrir no se pueden ocultar. Acto seguido fueron colocadas junto a la caja las botas que llevaba Perfecto y con las que fue enterrado.

El histórico comunista ourensano Manuel Peña Rey, compañero de cárcel de Camilo de Dios, relató su relación con la familia, destacando la actitud mostrada por la madre Carmen Fernández, que huía con su hijo hacia Francia cuando lo mató la Guardia Civil, por quedarse junto a su hijo agonizante en brazos. También recordó a María del Valle y Salud Torres, cuyos cuerpos, dijo, “serían exhumados en la localidad de Mosteiro”.

Un emocionado Gonzalo Iglesias Sueiro, parafraseó la poesía de Sánchez Ferlosio “malditos los que viven de la venganza” para homenajear a Perfecto y a su hermano Camilo, “el penúltimo guerrilleiro”, e indicó que solamente cabía exigir que no quede ningún muerto de la represión sin entierro digno.

El sindicalista noruego Henning Solaugh, en representación del sindicato Elogit, que sufragó los gastos, dijo que lo habían hecho porque “era justo y necesario”. Por su parte, el presidente de la Real Academia Galega, Xesús Alonso Montero, centró su intervención en los “postfranquistas”, entre los que colocó a la propia alcaldesa de Sandiás, Concepción Méndez, por no ceder el auditorio.

Cerró el acto Camilo de Dios agradeciendo a los presentes su aportación, así como al Concello de Xinzo la cesión de las instalaciones en lo que consideró un “día agridulce”, porque cumplía un sueño largamente deseado.

Cementerio de Sandiás

La segunda parte se desarrolló en Sandiás, donde un coro de Vigo con ramos con colores de la República, recibió los restos de Perfecto, que pasaron bajo un arco de banderas republicanas y comunistas. Después unos violinistas tocaron La Internacional y, antes de que la urna fuera introducida en el nicho familiar, un representante del pueblo de Chaherrero vertió encima tierra del lugar que le vio morir.

___

Fotografía destacada: Camilo de Dios recibe los restos de su hermano Perfecto de manos de René Pacheco.

http://www.laregion.es/articulo/a-limia/restos-perfecto-dios-descansan-sandias/20150607181704548230.html

Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn
Memoria Histórica | |
1407-ARMH-Exhumación Chaherrero-GP-alta (11) (baja)
Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn

Ni odio, ni rencor, ni justicia

La Región/Gonzalo Iglesias Sueiro/06-06-2015

Hannah Arendt escribió en su libro “Eichmann en Jerusalén”: “La justicia, que no la misericordia, es la finalidad de todo juicio, y en ningún otro punto es tan felizmente unánime la opinión pública como en que nadie tiene derecho a juzgar al prójimo. Lo que la ciudadanía nos permite juzgar, e incluso condenar, son las tendencias generales, o los grupos de seres humanos -cuando más amplios mejor-. Nos permite juzgar algo tan general que ya no cabe efectuar distinciones ni mencionar nombres”.

Mañana, día 7 de junio, se entregan a la familia De Dios los restos de Perfecto de Dios Fernández, asesinado por unos desalmados “agentes del orden” (?) el 16 de mayo de 1950. El cadáver fue enterrado extramuros del cementerio de la localidad de Chaherrero (Crespos, Ávila). El crimen fue uno más de los muchos cometidos por el franquismo en los años posteriores a la Guerra Civil. Hoy no se trata de juzgar a los agentes que físicamente cometieron el delito, sino a un régimen cruel y sanguinario que enfrentó a los españoles en una escalada de odio y rencor que durante generaciones ha estigmatizado a nuestro pueblo. Los valores de tolerancia, respeto al otro, equidad, libertad y justicia fueron secuestrados durante los cuarenta años que gobernó el dictador. Miles de familias fueron destrozadas por la violencia sin límites que reinó con la mayor impunidad, y una de esas familias desgarradas fue la de Camilo de Dios.

Camilo es un gran hombre, bueno, honesto y sobre todo coherente con su ideología, con un pensamiento solidario y de entrega a los demás. A pesar de las terribles torturas a que fue sometido, a pesar de los años de cárcel que sufrió por defender los derechos ciudadanos, a pesar de saber que su hermano fue asesinado, a pesar de todo, Camilo no odia, no siente rencor hacía los desalmados que ejercieron de verdugos en nombre del dictador. Coincide con Arendt en que la perversidad del régimen fascista propició el clima para que los insignificantes malvados pudieran desarrollar el mal que anidaba en sus corazones, amparados por la ideología exterminadora del fascismo.

Nuestra democracia nunca estará consolidada hasta que el Congreso de Diputados condene unánimemente los crímenes del franquismo, como ya lo hizo el Parlamento de Galicia. Hay que seguir aplicando y financiando la Ley de la Memoria Histórica, paralizada y boicoteada por el actual Gobierno. El Ejecutivo debe de garantizar que no quede un solo cadáver en las cunetas o en los campos de España. Las familias han de poder enterrar con dignidad a sus muertos. Mientras eso no suceda, el franquismo seguirá vivo.

Mañana, gracias a la solidaridad internacional (el sindicato noruego ELOGIT) y a la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH), un hombre de A Limia, un joven asesinado a los 19 años en los brazos de su madre, un luchador por las libertades será enterrado dignamente en su tierra y Camilo, el amigo de todos, el penúltimo guerrillero, podrá decir que la justicia, aunque sea con retraso, siempre triunfa. Lástima que su madre no viva para verlo, aunque sus restos se unan con los de su hijo Perfecto en un abrazo eterno.

http://www.laregion.es/opinion/gonzalo-iglesias-sueiro/ni-odio-ni-rencor-ni-justicia/20150606082921548064.html

Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn
Memoria Histórica | |
DSC_0081
Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn

Acto de entrega de los restos de Perfecto de Dios Fernández

La Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH), quiere invitaros al acto de entrega de los restos de Perfecto de Dios Fernández, que se celebrará en la Casa de la Cultura de Xinzo de Limia (Ourense), el próximo día 7 de junio a las 11:45 horas.

Perfecto de Dios, era un guerrillero antifranquista perteneciente a la IIª Agrupación del Ejército Guerrillero de Galicia, organización a la que se había incorporado en octubre de 1948 junto a su madre, Carmen Fernández Seguín, y su hermano Camilo. Después de una serie de caídas en las filas de los grupos guerrilleros, en marzo de 1950 se vio obligado, junto a su madre y otros dos compañeros, a tratar de escapar de Ourense con destino a Madrid, primero, y al exilio, más tarde. Sin embargo, el día 16 de mayo de 1950 en Chaherrero (Crespos, Ávila), el grupo fue descubierto y después de un tiroteo con la Guardia Civil, resultó muerto Perfecto y detenida Carmen, mientras que los otros dos compañeros lograron escapar (uno de ellos fue cogido y condenado a garrote vil). Su cuerpo fue enterrado a extramuros del Cementerio de la localidad abulense al día siguiente.

Los restos de Perfecto de Dios Fernández, fueron exhumados en julio de 2014 por voluntarios de la ARMH desplazados desde varios puntos de España y Europa, gracias a la aportación económica del sindicato noruego ELOGIT. Sus restos han sido identificados también mediante la colaboración entre la ARMH y el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF), liderado por Luis Fondebrider.

Después del acto de entrega, se celebrará el sepelio en el Cementerio de Sandiás, (Ourense) a las 13 horas. Como último homenaje, las personas que deseen acompañar a la familia en este momento, llevarán una flor roja.

Se ha habilitado esta dirección electrónica para enviar las condolencias a la familia condolenciasfamiliadedios@gmail.com

Para finalizar la jornada, habrá una comida de confraternización en el Restaurante Novaiño (Sandiás) a las 14:00. Se ruega confirmar asistencia.

Su familia y la ARMH te esperamos. GRACIAS

Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn
Memoria Histórica | |
ARMH-Exhumación Chaherrero-Perfecto de Dios (9) (baja)
Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn

La coraza del último guerrillero gallego

Los restos de Perfecto de Dios fueron exhumados el verano pasado gracias a una donación de un sindicato noruego. El cuerpo será entregado a la familia la próxima semana en Xinzo.

laopinioncoruna.es / R. Prieto / 31-05.2015

Su padre fundó el Partido Comunista en la localidad ourensana de Sandiás , su madre se convirtió en el enlace de la guerrilla y su hermano, con solo 19 años, ‘cayó’ cuando huía a Francia. Camilo de Dios estaba en la cárcel cuando su hermano Perfecto fue enterrado en un terreno lindante con el cementerio en Chaherrero, un pequeño pueblo de Ávila, y su madre, apresada y condenada a 13 años. El verano pasado, los restos de Perfecto fueron exhumados. 65 años después de un tiroteo con la Guardia Civil que lo sepultó en una fosa, el último guerrillero gallego podrá enterrarse en el panteón familiar junto a su madre.

Camilo de Dios junto a una integrante de la ARMH.

Nunca derramó una lágrima. Ni cuando su padre, fundador del Partido Comunista en la localidad ourensana de Sandiás, se entregó enfermo al acabar la Guerra Civil y falleció a los pocos años. Ni cuando en prisión se enteró de que su hermano Perfecto había sido abatido en un tiroteo con la Guardia Civil en un pequeño pueblo de Ávila cuando huía a Francia. Ni cuando su madre, enlace de la guerrilla, fue apresada y condenada a 13 años de cárcel. Ni cuando él mismo fue torturado en el cuartel. Camilo de Dios, el último guerrillero antifranquista gallego, tampoco lloró cuando el pasado verano voluntarios de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH), grupo originario del Bierzo leonés y promotor de las primeras exhumaciones del franquismo en España, localizó la fosa en la que estaba sepultado su hermano y exhumó los restos del joven guerrillero abatido en mayo de 1950. Su coraza está hecha de buen acero. Solo así pudo sobrevivir al hambre, la miseria y las palizas durante los diez años que estuvo en prisión, las vejaciones y humillaciones a su familia durante el franquismo y la incertidumbre durante más de seis décadas de no saber dónde yacía el cuerpo de su hermano abatido tras la Guerra Civil.

Tardó 64 años en cumplir el deseo que había ocupado toda su vida: recuperar los restos de Perfecto. El sueño de Camilo, de 83 años, se hizo realidad gracias a la aportación del sindicato noruego de electricistas Elogit que donó 6.000 euros para abrir fosas de la dictadura en España. Su madre murió en 1999, con 93 años. “Le hubiera encantado vivir este momento”, aseguró Camilo a pie de fosa mientras los arqueólogos de la ARMH abrían una zanja donde hacía más de seis décadas había sido sepultado Perfecto. Los restos exhumados en julio pasado serán entregados el próximo domingo día 7 a su familia en un acto que se celebrará en Xinzo.

Camilo empezó a recorrer hace años el camino que le llevó a la fosa donde enterraron a su hermano, cuando se puso en contacto con voluntarios del colectivo de la memoria histórica para averiguar el lugar donde habían enterrado a su hermano. Historiadores de la ARMH iniciaron una búsqueda y consiguieron localizar los restos de Perfecto de Dios en la parte trasera del cementerio de la localidad del Chaherrero. Tras muchas gestiones, dieron con el propietario del terreno, quien contó que se lo habían expropiado para cavar la fosa.

El hallazgo de la fosa

En el registro judicial que data del 17 de mayo de 1950 puede leerse que el enterramiento “tiene dos metros de longitud, un metro de ancho y unos treinta centímetros de profundidad. Habiendo quedado enterrado el cadáver en posición sur-norte”. Este apunte es del juez instructor que se constituyó en lo que define como “cementerio civil” donde quedó depositado el cadáver del hermano de Camilo y dio orden de enterrarlo.

Perfecto tan solo tenía 19 años cuando fue abatido por la Guardia Civil. Con su madre, Carmen, y otros dos guerrilleros antifranquistas -Juan Sorge y Manuel Rodríguez- había salido de los montes gallegos con la intención de llegar a Madrid y después exiliarse en Francia. Iban vestidos de segadores para pasar desapercibidos. Pero no lo lograron. En el pequeño pueblo abulense de Chaherrero, donde habían parado para comprar comida, fueron interceptados por la Guardia Civil, que abrió fuego contra el grupo. Perfecto cayó abatido a tiros y Carmen no quiso dejarle y quedó abrazada a su hijo muerto. En el lugar fue reconocido el cuerpo de Perfecto y su madre, condenada a 13 años de prisión. A Manuel Rodríguez lo detuvieron días después del tiroteo y le aplicaron el garrote vil en Ourense. De Juan Sobre se cree que pudo huir a Francia.

Entonces Camilo estaba preso en El Dueso (Cantabria). No tardó en enterarse de lo ocurrido en Chaherrero: una carta de su madre lo puso al tanto del desenlace. Esa fue la primera de las muchas cartas que se escribieron durante años de penal a penal. Los dos fueron condenados a muerte, pero les conmutaron la pena. “Me torturaron 59 días en el cuartel (desde el 19 de marzo al 15 de mayo de 1949), atado con grilletes de pies y manos. Nos torturaban, nos metían clavos entre las uñas. Estuvimos una noche en el hospital y después nos echaron al camión de los muertos”, relata Camilo.

Más de seis décadas después de que la Guardia Civil abatiese a tiros a Perfecto en un camino a 400 kilómetros de su casa, sus restos podrán descansar en paz. Y lo harán en el panteón familiar donde está enterrada su madre. Tal vez sea la hora de que el último guerrillero gallego se desprenda de la coraza de acero con la que se armó en la Guerra Civil y que desde entonces lleva a cuestas.

ARMH-Exhumación-Chaherrero-

 

Las botas que llevaba puestas Perfecto de Dios cuando fue abatido en 1950.

___

Fotografía destacada: Voluntarios de la ARMH en la fosa abulense donde localizaron los restos del ourensano Perfecto de Dios en julio del  2014

http://www.laopinioncoruna.es/galicia/2015/05/31/coraza-ultimo-guerrillero-gallego/961998.html

Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn
Memoria Histórica | |
portadaweb
Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn

Memoria: cuando el calor viene de fuera

La revista del Archivo Brigada Abraham Lincoln dedica su portada a la ARMH por su premio internacional. Un nuevo reconocimiento exterior a falta del respaldo institucional en España.

lanuevacronica.com / Diana Martínez / 08-03-2015

El calor, el aliento, el respaldo, el apoyo y los cuidados del entorno son fundamentales para la curación y recuperación de un herido. Pero en muchas ocasiones, si ese calor no está en casa, la recuperación se hace lenta y se puede quedar únicamente en dolor y agonía. Y precisamente en muchas ocasiones, los reconfortantes alientos y espaldarazos llegan desde fuera. Casi desde donde no se esperan. Y sirven igualmente para no bajar los brazos y seguir adelante.

Es un símil de lo que le ocurre a la Asociación de la Memoria Histórica (ARMH). El colectivo berciano de apoyo a las víctimas de la guerra civil y la dictadura franquista ha visto en los últimos años como llegaban desde el extranjero muchas de las ayudas, apoyo e interés con el que han contado para reforzar su trabajo.

Un esfuerzo internacional que llega a contrastar con la decidida falta de apoyo interno de la mayor parte de las grandes instituciones del país. Especialmente, el Estado.

Desde Estados Unidos es desde donde ha tenido que llegar un nuevo aliento para la ARMH. El Archivo de la Brigada Abraham Lincoln dedica la portada del número de este mes de marzo de su revista mensual, al ya conocido premio de derechos humanos que este organismo y la Fundación Pouffin han concedido a la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica. Con el titular ‘Settling Spains´s Moral Debt’, ‘Saldando la deuda moral de España’, la portada de la revista expone una gráfica definición con la que describen el trabajo que desarrolla la ARMH ante la falta de implicación decidida del Estado Español en la recuperación de la memoria de las víctimas del régimen dictatorial franquista.

La publicación ocupa varias de sus páginas contando la historia del colectivo nacido en el Bierzo en el año 2000 y dedica particular atención al caso de Emilio Silva Faba, el abuelo de Emilio Silva Barrera, uno de los fundadores del colectivo, rescatado de la primera fosa que la ARMH abrió en el año 2000 y que se convirtió desde entonces en un icono de este movimiento social.

La ARMH recibirá el citado premio de Archivo Lincoln – ALBA/Puffin-, que está dotado con 100.000 euros, el día 9 de mayo en una ceremonia en Nueva York en la que se espera que pueda estar presente Silva. Este destacado reconocimiento internacional llegaba en el momento justo para salvar el laboratorio de investigación que la ARMH tiene en las instalaciones del campus universitario de Ponferrada y su actividad de catalogación e identificación de cuerpos exhumados. Y es que, en España se habían recortado todas las ayudas públicas a los movimientos de recuperación de la memoria.

El laboratorio de Ponferrada, no obstante, venía ya funcionando en los dos últimos años gracias a la vocación de sus voluntarios. Pero según explicó ya Marco Antonio González, vicepresidente del colectivo, cuando les fue concedido, el premio «va a salvar la tarea que veníamos realizando desde hace muchos años y a dar continuidad a la tarea del laboratorio, que estaba tambaleando, a punto de cerrar y de dejar aparcado nuestro trabajo», reconociendo que la ARMH, estaba tocando ya un duro momento por la falta de financiación para sus proyectos.

Un premio que viene además a reconocer «no solo el trabajo de la asociación sino a todas las víctimas del franquismo, que han sido olvidadas desde hace más de 40 años».
Demuestra, además, «que hay interés por los derechos humanos y por las víctimas del franquismo, que queda patente con este reconocimiento de un grupo de asociaciones y fundaciones, muy importante en Estados Unidos», añadió.

Fue el escritor gallego Manuel Rivas, quien siempre ha apoyado a la ARMH, quién propuso esta candidatura para optar a ese premio internacional.

Pero no ha sido este el único reconocimiento llegado desde el extranjero para la Asociación. El pasado año, el colectivo recibía la notificación de un nuevo galardón. El Premio de la Orden Masónica Mixta Internacional del Derecho Humano. Una organización con sede en Francia, aunque cuenta también con una Federación en España.

Los motivos, tal y como expuso la organización, son «la colaboración para que las familias hayan podido recuperar los restos de sus seres queridos y alcanzaran el sueño de conocer el destino de estos familiares desaparecidos».

100.000 coronas noruegas

A principios de este año, representantes del sindicato noruego Elogit visitaban el laboratorio de la ARMH en Ponferrada. Esta organización donó 100.000 coronas noruegas, lo correspondiente a 12.000 euros, que permitieron al colectivo desarrollar buena parte del trabajo realizado a lo largo del año pasado 2014.

Así, fue posible la exhumación de una fosa en la localidad de Chaherrero (Ávila). La del guerrillero orensano de 19 años Perfecto de Dios.

Los representantes de Elogit acompañaron a la familia de la víctima en un acto en Ponferrada en la que se puso de manifiesto el trabajo realizado en la fosa y donde el portavoz del sindicato, Henning Solhaug, expresó que «el trabajo de la ARMH es una cuestión de dignidad y de humanidad».

Un trabajo en el que a su juicio debería implicarse el Gobierno, tendría que ser una cuestión del Estado, explicó. Indicó, además, que buscarán más fórmulas para poder seguir ayudando económicamente a la ARMH.

El vicepresidente de la ARMH, Marco González les manifestó en ese acto su agradecimiento por el gesto como muestra de «solidaridad internacional y de solidaridad entre la clase obrera».

Por su parte, Camilo de Dios, hermano de Perfecto, destacó que esta ayuda exterior es «una emoción para nosotros y debería ser una vergüenza para el Estado». Y agradeció que «haya gente tan solidaria que sin conocernos y sin tener contacto con España para nada, se preste a estas cosas».

Exposiciones, proyectos universitarios y premios internacionales

Son muchos más los respaldos internacionales que ha tenido la ARMH en sus 14 años de historia. Desde 2012, el colectivo ha podido llevar, por ejemplo, a Bruselas, su exposición ‘Exhumando Fosas, Recuperando Dignidades’. Fue la Sala Halles Saint-Géry, en el centro de la capital belga la que acogía en mayo de 2013 la exposición y las jornadas en las que se mostraba mediante paneles explicativos el trabajo de la ARMH y de la Sociedad de Ciencias Aranzadi en la búsqueda de desaparecidos. Esta exposición llegó rodeada de polémica, porque el Grupo Popular no dio el visto bueno a su instalación en el Parlamento Europeo. Este año, la intención es que la muestra se presente en Berlín.

También varias universidades extrajeras se han interesado por el trabajo de la ARMH. La Universidad de California-San Diego realizó un proyecto sobre el archivo audiovisual de la represión durante la dictadura franquista. Hasta 50 voluntarios llegados de diferentes países del mundo y muchos de ellos especialistas en distintas áreas, han venido colaborando con la ARMH en sus 14 años de historia. Forenses, como el portugués Gonçalo Carmín o la antropóloga costarricense Roxana Ferllini han participado en trabajos de análisis e identificación de víctimas, entre muchos otros.

Y entre las cifras, figuran como miembros de la Asociación una quincena de socios extranjeros.

Entre los reconocimientos, destaca también el premio que la ARMH recibió de parte de la Asociación de Corresponsales de Prensa Extranjeros en España en el año 2004.

___

Foto destacada: ARMH

http://www.lanuevacronica.com/memoria-cuando-el-calor-viene-de-fuera#!prettyPhoto

Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn