Archivo de la etiqueta: Argomoso

Memoria Histórica | |
Exhumación Argomoso
Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn

Exhumación Argomoso

Fosa: Argomoso (Lugo)
Fuente: Informe arqueológico de la exhumación
Autor: René Pacheco Vila
Álbum de fotografías de la exhumación

Según explicaron los testigos y familiares de la víctima, José Antonio Díaz Álvarez estaba casado y tenía cuatro hijos cuando fue sacado a punta de pistola de su casa, situada en la pequeña localidad de Ove (Ribadeo, Lugo) por los falangistas locales. Éstos también tenían la intención de detener en la aldea próxima de Vilavella a un vecino llamado Pedro Soto, pero éste corrió mejor suerte y escapó con una herida de bala en una pierna, pudiendo refugiarse en el interior de una cueva marina en la ría de Ribadeo.

Por otra parte, José Antonio Díaz fue llevado a Miraveles, de donde consiguió huir después de haber recibido algunos disparos. Malherido estuvo escondido durante varios días en el barrio de Las Plazas, en Argomoso. Un chivatazo a los falangistas sobre el lugar donde estaba oculto le hizo presagiar su final. Fue asesinado a las cinco de la tarde del 20 de septiembre de 1936, delante del edificio de la escuela rural de Argomoso, tras recibir varios disparos en la nuca. Su ejecutor, según los archivos históricos consultados por la ARMH, fue el cabo municipal de Mondoñedo.

El libro de defunciones del Registro Civil de Mondoñedo recoge la muerte de una persona desconocida el 22 de septiembre de 1936, y se la describe como un hombre de 43 años, pelo castaño oscuro, de 1,78 de estatura, corpulento, con barba de varios días y bigote recortado. Vestía camiseta blanca, sobre la que llevaba otra oscura, sucia y con cremallera, chaqueta de tela, pantalón viejo de pana clara con rodilleras cuadriculares, calcetines blancos de estopa y zuecas del país y boina negra.

A inicios de 1979 los familiares y algunos testigos inscribieron a José Antonio Díaz en el registro de Ribadeo, haciendo constar que la personas recogida como “desconocida” en 1936 era en realidad José Antonio. Su viuda, además, solicitó la ayuda correspondiente a las viudas de guerra, la cual le fue concedida en mayo del mismo año 1979.

Más sobre la exhumación:
Noticias relacionadas

Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn