Resoluciones
Publicado por ARMH
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Share on LinkedIn

1. La legislación de la transición: configuración y consolidación jurídica del pacto de olvido

 

El proceso de transición a la democracia en España está basado en un pacto de olvido firmado entre sectores provenientes del franquismo y buena parte de la oposición antifranquista. Alegando un supuesto espíritu de consenso que favorecería una hipotética reconciliación entre españoles, se fueron dando los pasos que terminarían con la aprobación de la Constitución de 1978. Pero este camino no dejaba lugar alguno a las víctimas del franquismo, a la condena por las graves violaciones de derechos humanos cometidas durante la dictadura y a la reivindicación de la Segunda República y su legítima Constitución de 1931.

Tres fueron los puntos que caracterizaron este pacto de olvido: amnesia, amnistía y equidistancia. La amnesia supuso la salida del debate público y ciudadano de todo lo que tuviera que ver con la dictadura y sus protagonistas, arguyendo las ventajas del olvido de cara a un futuro mejor en términos de convivencia pacífica. Esta amnesia se tradujo jurídicamente en la amnistía de todas las responsabilidades en que hubieran podido incurrir quienes cometieron graves violaciones a los derechos humanos, garantizando así su impunidad. Finalmente, el pacto de olvido incluía una cláusula por la que cada parte se comprometía a renunciar a su pasado como instrumento de reivindicación política. Ello consolidó la tesis de la equidistancia entre la dictadura franquista y la segunda República, así como la salida de la escena política de toda reivindicación que tuviera que ver con la experiencia republicana.
Tan solo la movilización y presión de partidos, sindicatos y asociaciones ciudadanas de diversa índole impidió que el franquismo hubiera desembocado en una régimen más conservador o autoritario. Finalmente, el proceso terminó con la aprobación de la Constitución de 1978 y la consolidación de una democracia de baja intensidad, cuyos déficits en términos de participación ciudadana, cultura democrática y respeto a los derechos humanos se hacen cada día más evidentes.
En este punto se recogen las normas que, consolidando el pacto de olvido, componen el entramado jurídico de la transición y se erigen como el fundamento jurídico-político del actual sistema constitucional. En primer lugar, las normas que posibilitan el tránsito desde la dictadura a la democracia. Y en segundo término, las que garantizan jurídicamente la impunidad del pasado.

1.1. Continuidad, sucesión y equidistancia
1.2. Amnistía e impunidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

diecisiete − siete =

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>